Foto: Getty Images

Después de días de incógnita, el cantante ha confirmado que no asistirá en diciembre a la ceremonia de entrega de los Premios Nobel en Estocolmo. El autor le ha comunicado a la Academia sueca que no podrá asistir debido a “otros compromisos previos”, mediante una carta dirigida a ésta.

Ha sido la propia Academia quien ha difundido a los medios la decisión de Dylan. El cantante ha vuelto a remarcar que “se siente muy honrado por recibir el susodicho galardón y lamenta no poder acudir en persona”.

Por su parte desde la Academia han querido dejar claro que esta decisión no implica ni que el autor rechace el galardón ni que no vaya a recibir la dotación económica que supone el Premio Nobel. “El premio le ha sido otorgado a él y la no asistencia no es excluyente para recibir el dinero”.

Han querido remarcar que es algo “inusual” que un laureado no asista a la recepción de premios pero no algo excepcional. Otros nombres ilustres como Doris Lesing o Harold Pinter tampoco asistieron a recibir sus galardones por diversas razones.

Dylan reacio a los premios

El cantautor, también ganador del Premio Pullitzer o el Premio Príncipe de Asturias, deberá ofrecer el tradicional discurso de recepción del Nobel previo a la ceremonia o no más tarde de los próximos seis meses tras ésta, como único requerimiento. No es la primera vez que Bob Dylan se muestra reacio a los reconocimientos.

La decisión de otorgar el Nobel de Literatura a Dylan fue justificada por la Academia porque subrayan que el autor “ha creado una nueva expresión poética dentro de la gran tradición americana de la canción”.

Desde que se anunció que el autor había sido el premio, Dylan ha mantenido en vilo a la organización en todo momento. Ya se tomó su tiempo en agradecer el galardón, diciendo que se había “quedado sin palabras cuando se enteró de la noticia”.

Dejar respuesta